Los bomberos rescatan a 5 personas que quedaron atrapadas en un jersey de red de una joven

“Iba atrapando personas a su paso” comenta un testigo.

Esta mañana, una chica de 28 que portaba un jersey de red ha atrapado involuntariamente a 5 personas cuando se dirigía al restaurante de un hotel. Dos de los heridos son su novio y un amigo, uno es un empleado de mantenimiento y las otras dos personas son ciudadanos ingleses hospedados en el mismo hotel.

“No se ha llevado a más personas por delante por qué ha llegado al comedor”, comenta un socorrista del hotel que presenció la escena.

A las 11:30 de la mañana, la joven y su novio salieron de la habitación del hotel ‘MCBA’ en Magaluf, Mallorca, en dirección al restaurante del hotel para “desayunar”, minutos más tarde se encontraron con un amigo y comenzaron los problemas. El amigo saludó con dos besos a la chica e inmediatamente quedo atrapado por el jersey de red que portaba. Su novio, al intentar liberar a su amigo también quedó atrapado sin poder hacer nada para liberarse.

“Al principio te ríes por que todos nos conocemos pero cuando se quedó enganchado el primer extraño el ambiente cambió…”, comenta Jaume, novio de la chica y otra víctima más de los peligrosos jerséis de red.

Según algunos testigos “los tres amigos se iban riendo hasta que un joven ingles de 22 años y su novia, los dos en un estado de embriaguez considerable para las 11:30h de la mañana, se quedaron atrapados también”. Incluso así, la chica continuó impasible su marcha haciendo caso omiso a las llamadas de auxilio de las 4 personas atrapadas, alegando que no paró por qué “iban a cerrar el comedor”.

“Había estado de fiesta, tenía hambre, iban a cerrar el comedor… a ver, sabía que los llevaba a rastras pero podían respirar”, afirma en su defensa la joven. Ha pedido expresamente mantener el anonimato por respeto a su familia y amigos.

Un empleado de mantenimiento de 58 años fue la última víctima del peligroso jersey que ha causado estragos en la conocida y a la vez polémica Magaluf, en Mallorca, el hombre quedó atrapado al intentar desenredar el jersey y a sus víctimas sin poder conseguirlo, “el jersey daba mucho de sí, con los 5 atrapados llegó a tener una superficie de red de aproximadamente 15 metros cuadrados”, comenta Jerónimo, el empleado de mantenimiento atrapado, el único que no sufrió heridas de consideración al quedarse atrapado a escasos metros del comedor.

Finalmente, los bomberos han llegado a socorrer a las víctimas y en el propio restaurante han podido liberar a las 5 personas atrapadas, algunas con ataques de ansiedad y rozaduras provocadas por el jersey de red.

La joven podría enfrentarse a varios delitos de detención ilegal y lesiones con el agravante de omisión de socorro, todavía es pronto para saber si los afectados interpondrán una denuncia y si la Fiscalía actuará de oficio ante tal graves hechos.

Una asociación que lucha desde hace años contra los polémicos jerséis de red ha iniciado una campaña de firmas para que se exijan licencias especiales para poder portar prendas potencialmente peligrosas para las personas y los animales.

“Ese jersey ya ha pescado personas y lo volverá a hacer… debe ser deshilachado”, reclama Julio Morenés, portavoz de la plataforma “No caigas en la red, la moda no vale una vida”.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies