5 Cosas que podrás hacer con el ahorro que supone en la factura de la luz la suspensión del impuesto a la generación eléctrica

•Di adiós a las molestas bolsas de ‘Rafia’ que paseas por todo y que utilizas en el supermercado por qué no te queda otra. Con el ahorro que supone la suspensión del impuesto a la generación eléctrica ya no tendrás que demostrar tu pobreza en el supermercado ni que te vea todo el mundo como te ahorras esos míseros céntimos de euro en una bolsa de plástico. No te cortes, pide una bolsa de plástico para cada producto que compres y demuestra quién manda en tu barrio.

•Date un capricho de vez en cuando, reserva un hotel con Spa para ti y para toda tu familia, reserva el coche de alquiler de tus sueños y mesa en un lujoso restaurante. Cuando la ilusión haya embargado a todo tu entorno y sobretodo a ti, solo deberás gastarte gustosamente el sustancioso ahorro de la factura eléctrica para llamar por teléfono y anular todas las reservas utilizando la recurrida excusa de “se me ha puesto el niño malo”. Nunca lo olvidarás.

•Vuelve a disfrutar de una tarde de cine, acicálate como antaño y ponte tu mejor jersey de pelotillas para disfrutar de los placeres del séptimo arte. Saborea el momento de la elección de la película mirando la cartelera, tómate tu tiempo, una vez hayas decidido con que película te vas a ilusionar y soñar despierto, solo te queda dirigirte al mostrador donde venden las palomitas, comprarte el tamaño más reducido que veas y disfrutar de unas palomitas recién hechas de camino a casa pensando que “realmente era una peli de mierda”. Móntate tu propia película.

•Ves al cuarto de baño como nunca has ido, deja de pensar en el papel de váter y disfruta del placer de gastar un rollo entero para limpiarte el culo mientras piensas como has podido estar tantos años doblando el papel tantas veces para poder llegar a final de mes. No te cortes, no lo cortes, gástalo de una tirada, es tu rollo y ya no te importa si te has limpiado bien o no, ahora te sobra el dinero.

•Es la hora de cambiar de teléfono móvil, olvídate de seguir utilizando tu viejo ‘smartphone’, ese que te avergüenza cada vez que lo sacas en público, te mereces algo mejor. Dirígete al chino más cercano del barrio dando brincos de alegría como haría una joven gacela en su primer celo, elige la funda de silicona más barata que encuentres, no olvides que el dinero no será suficiente para cumplir tu sueño de darle una mejor vida a tu móvil, deberás tirar de tus dotes interpretativas para confundir y convencer a la vez al chino de turno para que “pol favol, sel poble, nesesital funda, móvil sel mi vida…”. Si tus capacidades interpretativas y tu cara de pena han dado resultado podrás disfrutar de “un móvil nuevo” y fardar delante de tus amigos a los que se la suda el móvil puesto que siempre tienen el último modelo por qué se lo compran en cuanto sale al mercado. Les sobra el dinero, como a ti ahora.

NO SON SOLO 2€, ES MUCHO MÁS.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies